La aventura continúa

Postadopción Blog. Nadie sabe más que todos juntos.

Lo que nadie quiere o

Filed under: Adop. Internacional,adopcion-y-etica,Preguntas incómodas — Beatriz San Román a las 4:00 pm el domingo, septiembre 7, 2008

Tras la firma del Convenio entre España y Vietnam sobre adopción, empiezan ahora a salir hacia Hanoi los primeros expedientes de familias españolas. Con ellos viajan las ilusiones de muchas familias que esperan encontrarse con sus futuros hijos, y a las que se ha asegurado que el Convenio garantiza una total trasparencia de los procesos, pero hay demasiadas cosas que no cuadran…

Hace pocos meses, la embajada estadounidense publicó las conclusiones de un estudio sobre el sistema vietnamita de adopciones que denuncia como los supuestos “proyectos de cooperación” y donativos que pagan los adoptantes encubren en realidad un negocio execrable: pagos a las familias biológicas (3 de cada 4 padres entrevistados afirmaron haber recibido dinero de los orfanatos a cambio de entregar a sus hijos), renuncias obtenidas bajo engaños y mentiras, personal sanitario y trabajadores sociales que cobran por niño “conseguido”… (En Las adopciones en Vietnam, bajo sospecha se puede leer un resumen en castellano).

A las familias se les ha dicho que el Convenio garantiza el control sobre las adopciones, pero su contenido es muy similar al Convenio entre EE.UU. y Vietnam. Ambos se inspiran en el Convenio de la Haya y prohiben expresamente las ganancias indebidas. El problema no está en el texto de los convenios sino en la capacidad o incapacidad del gobierno vietnamita para cumplirlos.

Se ha dicho que el problema era que las agencias estadounidenses, como son empresas privadas, cobraban cantidades desorbitadas a las familias, que son las que servían para pagar a los traficantes de niños. Resulta curioso comparar los presupuestos de las ecais españolas con los de las agencias yanquis:

– Excluídos los viajes y estancia en el país, la mayor parte de las agencias americanas venían cobrando alrededor de los 7.500 ? euros (ver ejemplo)

– Las ecais españolas, ésas que teóricamente no van a entrar en pagos indebidos, cobran más de 9.000 ?.

¿Nos vamos a tragar sin pestañear que las agencias americanas, además de malas, son tontas y por eso preferían pagar para obtener adoptabilidades fraudulentas en lugar de ir a esos orfanatos donde hay “tantos niños esperando una familia”?

Otro punto poco claro: Vietnam es el país con mayor índice de abortos. El aborto es allí legal y gratuito. ¿No resulta extraño que las ecais digan que la mayor parte de los niños abandonados son bebés de menos de dos años?

No nos engañemos: Vietnam no ofrece hoy ni transparencia ni garantías. Está muy bien que el Convenio las exija, pero de ahí a que se cumplan hay un abismo. En el siguiente post, ¿Dónde va el dinero de las adopciones en Vietnam?, se demuestra que las cuentas no salen.